Sobre el Gran Proyecto

¿ Quiénes somos ?

En primer lugar, somos ciudadanos comunes y corrientes y no pertenecemos a ningún partido político.

Además, creemos que el dinero es inútil, incluso contrario a un mundo mejor.

Además, una sociedad basada en el compartir pondría fin a nuestros problemas más profundos, desde nuestra vida diaria hasta la preservación del Planeta.

¿Eso crearía otros nuevos? Desde luego que no.

Para MOCICA, solo vemos soluciones.

Jean Philippe :

“En una situación de crisis, me impongo 2 reglas:
Primero, analizar todas las opciones.
Después, no descartar ninguna en base a unos a priori.
Sin embargo, de todos ellos, eliminar el dinero me pareció el más loco al principio y el más ineludible finalmente.
De hecho, mi enfoque no fue encontrar una salida.
Pero el análisis en profundidad de esta opción reveló un plan de acción que, en mi opinión, estaba a la altura de todos los desafíos de nuestro tiempo”.

Jean Philippe HUBER, Fundador del MOCICA.
Hugo :

“En primer lugar, no sé cómo decir que este proyecto tiene sentido. En efecto, liberarse de las desviaciones del dinero, del peso mental que representa y de solucionar muchos problemas de la sociedad actual, con solo unirse al proyecto… De hecho, ha pasado mucho tiempo desde que tuve tanto por tan poco.

Además, una vez eliminadas las preguntas que parecen bloquear el camino de un mundo sin dinero, se descubre un universo rico en nuevas posibilidades, para el bien de todos.

Finalmente, contribuir a la co-creación es muy estimulante”.

Hugo, Co-organizador.
Jean Baptiste :

“Primero cuando mi hermano JP me habló de su proyecto Mocica, no tuvo necesidad de argumentar. De hecho, he estado desde el principio de acuerdo, ¡me pareció obvio! Y eso fue muy oportuno, porque además necesitaba un informático.

Jean Baptiste, Webmaster.
Mika :

“Decidí unirme a MOCICA porque hoy estamos llegando al límite de todos nuestros sistemas existenciales, y los efectos de nuestras acciones ponen en peligro a la humanidad. Además, para mí es fundamental pasar de una humanidad del Tener a una humanidad del Ser. De hecho, este es el desafío que se nos propone, y MOCICA nos permite responder de una manera muy pragmática a este cambio de conciencia”.

Mika, Consultor de comunicaciones.
Stéphanie :

“Este proyecto me ha dado esperanza. Tengo absoluta certeza de que juntos podemos cambiar, dejar de ser esclavos de un sistema abrumador. Ahora veo luz en un túnel que antes estaba oscuro”.

Stéphanie, Traductora
Sonia :

“La relación mercantil, en primer lugar, cualesquiera que sean sus modalidades (uso de una moneda, trueque, sistema de cambio local, jardín de cambio universal, etc.), tiene inevitablemente un efecto deletéreo sobre la exactitud de lo que doy y recibo.
Inapropiado para la salud de los vivos y además, basado en el chantaje y el mérito de vivir, ¡es claramente un aguafiestas!
Una construcción humana, se questiona y es revocable.
En conclusión, contribuyo con MOCICA, para remediar a esta calamidad”.

Sonia, Relación miembros.